Archivo por días: abril 3, 2012

Penitencia

Imagen tomada de www.skyscrapercity.com

Imagen tomada de www.skyscrapercity.com

Después de la tormenta puede venir también la tormenta, el huracán, el tornado. Hace unos días, creíamos que el castigo se concentraría entre lunes y miércoles de la semana pasada, que duraría sólo el tiempo en que Benedicto XVI estuviera en tierra cubana. Aquellas intensas jornadas las vivimos entre rezos y gritos, con plazas llenas y calabozos atestados. Los teléfonos móviles, en lugar de brindarnos comunicación se convirtieron en cajitas de silencio, en aparatos inútiles. Sólo cuando el avión del Papa despegó, comenzaron las excarcelaciones y se reconectaron algunos de los celulares que habían estado “sin servicio”. Parecía que para el sábado o el domingo el cansancio de las fuerzas represivas nos daría un respiro.

Sin embargo, todo padre autoritario sabe que después de la penitencia el hijo opta por la total sumisión o por una mayor desobediencia. En algunos puntos del Oriente cubano se han sucedido protestas callejeras ante el arresto de activistas y se ha desatado la consiguiente oleada de escarmiento policial. Ayer, un grupo de oficiales y miembros de la Seguridad del Estado allanaron la casa del opositor José Daniel Ferrer y se lo llevaron a él, a su esposa y otros colegas. Cargaron también con cuanto objeto les pareció desestabilizador: libros, periódicos, fotos, ordenadores. Ninguno de los testigos recuerda que hayan mostrado una orden de registro o de confiscación, muchos menos un documento con los motivos para el arresto.

Cuando el arroz en las rodillas, los azotes por la espalda y los encierros en la oscuridad ya no funcionan, el patriarca despótico sabe que debe apretar el puño. Confía en que aumentar la gravedad del correctivo hará al retoño inconforme entrar en razón, pero en realidad sólo logra que su rebeldía crezca. Incluso quienes nunca se han atrevido a contrariar al gobierno, sienten que estas penitencias –cada vez más frecuentes- les generan simpatía con el agredido y no con el agresor. Presenciar la represión acelera así el proceso de complicidad entre los ciudadanos ante el totalitarismo. Cada golpe que le dan a uno puede despertar al otro que finge dormir plácidamente a su lado. Juntos tienen la oportunidad de encontrar la ventana para escapar del encierro o -en su lugar- acercar el momento de echar a papá de casa.

¿De qué unidad hablan?

En mi planeta, los medios se la pasan hablando de la unidad del pueblo, de un partido único (como el de Martí), el voto unido, etcétera, etcétera.

Ante todo, quiero aclarar que el tan utilizado término de partido único (cuando se refiere al que fundó el Apóstol), es una tremenda falacia. Martí, claro está que creó un partido para unir a los cubanos que deseaban la independencia de la isla, ese fue el objetivo. ¿Por qué habría de crear más de uno? Una vez terminada la guerra, este partido fue disuelto y se crearon otros, según las diferentes tendencias y opiniones, como era de esperar, en un sistema que proclamaba la libertad y la democracia.

En cuanto a la tan cacareada unidad del pueblo, señores, permítanme expresar mi humilde opinión: nunca antes este pueblo estuvo tan dividido, o mejor dicho, se comportó de manera tan individualista. La revolución lo primero que hizo fue justamente dividir: enfrentar a padres e hijos y viceversa; enfrentar y separar a matrimonios de muchos años, por contradicciones políticas nunca antes experimentadas; enfrentar a los vecinos, que aprendieron rápidamente, inducidos por el miedo, a señalarse y vigilarse unos a otros. En dos palabras: se incrementó la envidia y la mezquindad y, por ende, la división. Esta es justamente la Cuba que no muestran a los invitados del gobierno, incluyendo claro está al Papa.

Desde hace ya muchos años pueden observarse en las ciudades, edificios multifamiliares descascarados y despintados por los años y el abandono, donde de pronto, encontramos un balcón, así como el pequeño perímetro que abarca el mismo, de un color diferente, reluciente y fulgurante, que destaca aún más la fealdad y el descascaro del resto del inmueble, mostrando públicamente la poca sensibilidad y solidaridad, amén del mal gusto de los ocupantes del apartamento en cuestión. Esto denota, no solo las diferencias de poder adquisitivo, sino la poca comunicación entre vecinos, que como es de suponer, la mayoría no cuentan con suficientes recursos para asumir ellos el costo de pintar todo el edificio, no pudiendo evidentemente llegar a un acuerdo. El gobierno, durante todo este medio siglo, solo ha mostrado indiferencia ante el deterioro y el daño estructural de los mismos. La mayoría de los ciudadanos no cuentan con recursos ni para mejorar sus propias viviendas. En estos casos, lo más sensato sería dejar el exterior del inmueble sin pintar, o darle una pinturita clara, en tonos neutros, para que no se destaque tanto del resto de la fachada.

Asimismo, caminando por las calles, encontramos columnas redondeadas que separan viviendas adosadas, y las mismas están divididas a la mitad, como señalado por una regla, y cada porción de un color diferente, de acuerdo a quien pertenezca el pedazo. Pero lo más frecuente es ver, en los antiguos edificios o mansiones, devenidas hoy en solares, profusión de motores de agua instalados por los diferentes ocupantes: cada uno el suyo, en lugar de reunir dinero, entre todos para comprar uno solo de más potencia. Esto mismo ocurre con los tanques de agua improvisados en azoteas y dentro de los propios apartamentos, agregando al inmueble, con todo el peligro que esto conlleva, un peso que no fue calculado ni por los arquitectos ni ingenieros que intervinieron en su construcción. Esta es otra de las posibles causas de los desplomes totales o parciales, que ocurren prácticamente a diario en esta ciudad.

Después de observar con detenimiento esta práctica ciudadana de sálvese el que pueda, constatar las delaciones entre vecinos y los robos al descaro para resolver sus problemas cotidianos, ¿puede alguien, con dos dedos de frente, creer en la tan cacareada unidad que tanto exaltan los medios?

La noche de San Bartolomé

Esta mañana había invitado a unos amigos para ver por la televisión la Misa en la Plaza, y después conversar. La última llamada que me hizo ayer al atardecer mi amigo Agustín, antes de que la policía política lo detuviera, fue para decirme que había hablado con Félix, el pastor de la linda iglesia bautista, y que le había dicho que conociendo que toda esta zona donde vivo quedaría cerrada e impedido el acceso, nos viéramos después de que todo hubiera pasado. No recuerdo haber visto un alarde de control semejante por parte del gobierno. No se parece ni a esos días tan feos en que marchan y gritan en la misma Plaza por las celebraciones gubernamentales. Todo está cerrado, la avenida Boyeros desde el atardecer de ayer está tan quieta. Luego en la madrugada, a lo lejos, pasaban algunos transeúntes y yo lo comparé con esos días de sus marchas revolucionarias en que de madrugada se aglomeran en torno a la Plaza. No hay que olvidar que el Papa oficiará la Misa frente a un mínimo de creyentes y una multitud de paramilitares.

Primero nos enteramos de que Ismael Diego estaba desaparecido, había ido a buscar cigarros y fue detenido como en la otra ocasión. Después supimos que habían ido a buscar a Agustín. Más tarde Orlando Luis Pardo Lazo y su novia, estaban también detenidos en alguna Estación. Ninguno ha podido llamar a su familia y amigos, no sabemos todavía adónde han llevado a ninguno.

El Vaticano sabe de los abusos de la dictadura. Somos tratados como hojas, como piedras, como animales, personas sin derecho.

La dictadura de “los buenos” ha amanecido de pláceme. Todo les ha salido bien, el Papa se ha portado muy bien, no es un Papa disidente. De alguna forma le ha otorgado la licencia eclesiástica al régimen para reprimir. Ni siquiera pueden probar que hayamos querido ir a la Plaza donde se celebran esas nefastas nupcias. Pero ese leitmotiv había sido anunciado con la orden de desalojo del Cardenal, ese sería el color de la visita Papal. No le importamos, no le importan los humanos, ni los cristianos, le importa la Doctrina, le importa hacer negocios que excluyen a estos mundanos pecadores que quieren ser libres y necesitan que Cuba se abra al mundo y el mundo se abra a Cuba. Agustín mi amigo está preso, Ismael Diego, Orlando Luis con su novia, y tantos otros de los que nos iremos enterando porque los celulares fueron cortados para impedir la comunicación.

Alfa y omega.

Por: Manuel Aguirre Lavarrere
(Mackandal)

Con los oprimidos había que hacer causa común, para afianzar el sistema opuesto a los intereses y hábitos de mando de los opresores.
José Martí

Al triunfo de la revolución, la mayoría de los cubanos pensaron que se había alcanzado por fin la democracia y que la patria sonreiría para todos. Muy pocos dudaron del compromiso hecho por Fidel Castro con el pueblo cubano durante el juicio del Moncada. Los negros y mestizos pensaron que había llegado la hora de la inclusión ciudadana. Pero todo eso, y lo que vino después, no pasó de ser un desvarío.
Cuando ya el descontento se agudizó y el espejismo de entonces dejó ver la realidad, ya se había contribuido a la traición y fuimos cómplices indirectos de los encarcelamientos políticos, los fusilamientos y los muertos en huelgas de hambre.
Ni siquiera los que en un momento de lucidez se les encendió la luz del entendimiento y optaron por el exilio, pensaron que todo aquel pasado de odio y barbarie, ideado y activado por un régimen, llegaría a ser el presente en el día a día de una Cuba que clama por cambios sustanciales para una ciudadanía obligada a una realidad impuesta para beneplácito de un grupo de ambiciosos y depredadores del derecho patrio y la inclusión de todos sus habitantes.

Fue entonces que la patria retrocedió y devino de una sociedad de clases en una sociedad de castas. Turistas extranjeros con muchos más derechos que los nacionales; militares que acaparan prebendas y poder; y un apellido clavado en el alma de la nación como símbolo de reverencia eterna, alfa y omega de la nación toda, donde la crítica hacia él no cuenta y mucho menos la verdadera historia: Cuba empieza y termina con él.
No obstante, a pesar de las mentiras en los medios de difusión y de existir comandos antimotines equipados con las más modernos equipos de represión, incluidos gases lacrimógenos, la oposición cubana, aun cuando todavía no acaba de unirse en su totalidad, ha logrado llamar la atención y serrucharle el piso a la dictadura.
Todos en Cuba conocen el verdadero sentir popular, ese que los medios oficialistas no muestran. Se aspira a una Cuba martiana y pluripartidista, en la que ningún otro timador haga carrera política al precio del sufrimiento de los cubanos.
Son muchas las atrocidades políticas que se han cometido bajo la protección del ilustre apellido, atentatorio contra todo asomo de equidad ciudadana durante más de cinco décadas. Se pretende justificar la injusticia echando pestes contra los opositores a un régimen nacido de la barbarie y la brutalidad.
La oposición ha contribuido al esclarecimiento de estos hechos mediante una toma de conciencia contra la discriminación al ciudadano. No encaja en la conciencia de los cubanos nada que sea impuesto a base de la traición y el olvido histórico.

Publicado por Primavera Digital, 2012/03/08

Comentario: Raúl y la papa.

Discurso de Raúl Castro: En nombre de la Nación le doy la más calurosa bienvenida. Así comienza la hoja en que me lo ha dedicado un amigo, el pecho me arde, el corazón me duele, el alma se me deshace, no siento ira, no me enardezco, antes era capaz de arremeter con violencia contra el gobierno, si hubiese tenido un arme hubiese tratado de descargarla en el presidente y toda su estirpe, hoy es diferente, además de humano soy cristiano, perdónalo tu señor, yo no puedo, me digo mientras lloro, tengo que volverlo a escribir estoy llorando soy un llorón, en nombre de la nación, esa frase es una lanza ardiente que me parte el pecho ¿de que nación si ya no tenemos nación, este pedazo de isla ya no es una nación, son los despojos de un apocalipsis acumulados en un feudo de miserables. Una nación esta compuestas por ciudadanos que representan compactibilidad social arraigada a convicciones profundas de existencia en armonía, con una idiosincrasia étnica propia, una nación esta compuesta por ciudadanos, no es un rebaño amaestrado.

De Martí aprendimos a rendir culto a la dignidad plena del hombre y heredamos la fraterna formula con todos y para el bien de todos. Dignidad señor presidente? pero en esos todos no están contemplados los que piensan diferente al gobierno, los que se oponen a las injusticias del poder, los hombres sinceros y que me atrevería a decir los únicos patriotas, en esos todos no están incluidas las damas de blanco, Sara Marta, Antúnez, José Daniel Ferrer, Osvaldo Paya, Guillermo Fariña, Dagoberto Valdés, Oscar Elías Biset, Reinaldo Escobar, Yoanís Sánchez, y cientos de activistas cívicos, con altos valores morales y todos pacifistas, no importa que algunos hallan recibido el premio Sajaroj de la libertad y otros estén propuestos para el premio novel de la paz, esos son parias, animales, cosas, objetos inanimados, escoria, basura, miserables excluidos de la estirpe humana, ya no son viles y maquiavélicas sus palabras, son algo mas, satánicas, inquisitorias diabólicas, representan el nivel mas vil de la bajeza humana, el grado mas miserable de alguna razón de poder, la mas grande miseria del alma, con tanta burla a la dignidad que a los inescrupulosos traficantes de personas les causaría asco, repugnancia, escucharlas, ha descargado las apestosas excretas de su mal de estomago sobre Martí, pero además lo arrastra por las calles enlodadas de Cuba sin la mas mínima compasión, eso lo hacen los seres cuya piedad por la raza humana ha desaparecido y no es su mal gobierno lo que me enardece, eso sucede, lo que me enardece es su mofa a la condición humana, cristiana y cubana

Cuba no es quien lo recibe con afecto y respeto, quien lo recibe con afecto y respeto es el poder, los fariseos hipócritas, los inquisidores de la fe, los aborrecedores de los frutos del espíritu, los mentirosos, los fornicarios ideológicos, los homosexuales políticos, las prostitutas de la dignidad, los castrados de la honorable y virtuosa ética del respeto y el amor al prójimoMat 23:13 Mas ¡ay de vosotros, escribas y fariseos, hipócritas! Porque cerráis el Reino de los cielos delante de los hombres; que ni vosotros entráis, ni a los que están entrando dejáis entrar.

Cintio Vitier, insigne intelectual y cristiano, escribió que el verdadero rostro de la patria…es el rostro de la justicia y la libertad y que la nación no tiene otra alternativa: o es independiente o deja de ser en absoluto. La patria, ¿Dónde esta el rostro de la patria o la patria misma, acaso es esta mascara que sonríe ocultando un cuerpo que gime, acaso son estos restos de isla, estos basurales de hombres que antes de exigir un derecho se pliegan al mas des honorable, pérfido y cobarde ser y hacer, a caso es esta miseria de miserables que ordenan y miseria de miserables que obedecen.

La potencia más poderosa que ha conocido la historia ha intentado despojarnos, infructuosamente, del derecho a la libertad a la paz y a la justicia, expresa Raúl Castro.

Pero la potencia más poderosa que ha conocido la historia, no fue la que ordeno y planifico la economía del país para destruir los campos, desintegrar la industria azucarara, la cafetalera, la agropecuaria, la avícola y otras cuyo desarrollo es esencial para el progreso de la nación.

La potencia más poderosa del mundo no fue la que creo la horrible, ilegitima, misantrópica y siniestra constitución basada en la doctrina socialista,

La potencia más grande del mundo no fue la que dilapido los recursos del pueblo y aun lo hacen en aventureras campañas políticas en el exterior, incluyendo recursos humanos

La potencia más grande del mundo no es la que encarcela, discrimina, excluye, destierra, margina por solo ejercer el derecho de tener derechos

La potencia más grande del mundo no es la que viola dentro del territorio la Carta de la Declaración Universal de los Derechos Humanos

La potencia más grande del mundo no es quien ha gobernado el país, son ustedes los Castros junto al partido comunista, único, con el derecho que le da la fuerza para gobernar.

Su santidad podrá dirigiese a un pueblo de convicciones profundas que le escuchara atento y respetuoso.

En nombre de la nación le doy la más calurosa bienvenida. Termina Raúl

No son las convicciones las que obliga al pueblo a ser respetuoso, sino las condiciones de servidumbre y esclavitud a que son sometidos, sino obedecen o van a la cárcel o pierden la javita.

Otra vez me secuestraron

Por estos días de espera al Papa, todo a mi alrededor se ve tenso.
Empiezo a dejar mi celular en casa.
Me persiguen desde antes de la presentación de la revista voces número 14.
Pero es sólo persecución, al menos así lo dejan saber.
Pensé que era para que no graffiteara.
De vez en cuando me puedo escurrir entre mis amigos y quitarme el gardeo.
Aunque es una situación súper incomoda y llena de estrés, es ya tan común para mí que me persigan que no les temía y les podía gritar cosas como perros, chivatones, piezas de ajedrez, etc.
Me acostumbré y como dice mi ex, lo que no te mata te fortalece.
Era el domingo 26 de marzo, cumpleaños de mi hermana Indira, y al ver que los segurosos estaban prácticamente a 20 metros de mi puerta, yo no quise salir de casa. Lo tomé como una amenaza para no salir. Pero ellos durmieron afuera toda la noche y eso me preocupó bastante y sentí algún temor. Al día siguiente 27 de marzo a la 1:00 pm los vi en la esquina de mi casa, con cartones en el cristal del carro, para que el sol no les molestara, creo. Era el mismo carro rojo del día anterior. Tenía que salir a llamar por teléfono y lo hice, en short, camiseta y chancleta, en dirección contraria a ellos. Apenas caminé 15 metros pude sentir al doblar de la esquina cómo arrancaba el carro.
Aparecieron detrás de mí, por la fuerza me agarraron por una mano hasta el interior del carro entre dos tipos vestidos de civil. Reglas del carro: ¡Manos entre los pies y vista al frente! Me arrebataron el móvil de las manos.
NO LO APAGUES! Dijeron ellos.
El carro con los tres tripulantes me llevó al Vedado, 26 y 17, donde pararon, llamaron por sus móviles y en 5 minutos estaba allí una moto Suzuki y el carro de la persecución de costumbre (lada verde chapa particular): el tal Camilo. Me pasaron para el carro de Camilo los mismos tipos, muy rápido. En el camino él me decía “hoy está jugando Capablanca al ajedrez”. Tomamos la avenida de Boyeros: se veía todo maquillado por razones obvias.
Pensé por qué me hacen esto si no quiero dañar al Papa y tampoco soy basura que se esconde debajo de la alfombra. Al llegar a la unidad de Santiago de las Vegas se bajó Camilo y cuando regresó me llevaron por la parte de atrás. En cuanto me dejaron el policía que estaba allí le reclamó a Camilo el acta de detención. Camilo desapareció.
Cuando fui trasladado a los calabozos vi un señor vestido de negro, señor que conocería más tarde, era Julio, el esposo de Sara Marta, dama de blanco, opositores de Río Verde. Como no estábamos en el mismo calabozo nos hablábamos a distancia. Él me conto que me había visto en el programa Estado de Sats y que llevaba plantado desde el viernes sin comer ni tomar agua (huelga de hambre). Yo acababa de empezar la mía y me sentía mal ya, pero estar allí encerrado sin motivo alguno me daba fuerzas. Julio me contó que a su esposa también la habían secuestrado y él creía que se la habían llevado para el Cotorro incomunicada.
Al día siguiente, empezaron a llegar opositores de por allí cerca de la unidad de policía de Santiago de las Vegas, todos se declararon en huelga de hambre: 14 en total, incluyendo 3 mujeres de las que sólo sentí y escuché su voz. Los que allí estábamos teníamos criterios en común. El coro de Libertad, se hizo tan fuerte que nos animó a gritar también Abajo la dictadura, Abajo Raúl, Que vivan los derechos humanos… Los policías pidieron de favor que si queríamos gritáramos, pero no moviéramos la reja. Para nosotros eran invisibles. Conocí a Bartolo, El Deje, todos ellos muy afables y me sentí bien, pues nos hablábamos como si nos conociéramos de toda la vida.
Fui fichado como un criminal: muchas fotos de mi cuerpo y huellas y algo raro: el número del pie.
Al otro día sentí mareo. Le pregunté a Julio cómo se sentía y me dijo que bien. Yo fui llevado con el médico me hicieron una prueba de la azúcar, la tenía baja igual que la presión. Los médicos se preocuparon, me comentaron Tú no tienes físico para hacer eso. ¡Come! Tampoco soy asesino para estar aquí porque ustedes quieran, respondí. Al regresar de los exámenes le di el algodón con alcohol a Julio, me dio la mano, pero yo sentía que él estaba mal.
En la noche fui sacado del calabozo. Había alrededor de 20 patrullas afuera de la unidad. Casualmente a Julio y a mí nos montaron en la misma patrulla y nos trasportaron. La orden era dejarnos a cuadras de nuestra casas, respectivamente. A él lo dejaron en Boyeros, cerca de Mazorra y a mí en Arroyo Arenas.
Me entregaron el móvil y no había sms ni llamadas perdidas. Al momento timbró el teléfono y era la esposa del Ismael de Diego, le dije Ya estoy afuera. Me contó que cuando me llamaba al móvil, respondía un oficial.
Este es mi humilde testimonio. Sé de gente que la pasó mucho peor. El gobierno debería evitar y temer más a estas huelgas de hambre en cadenas… no vaya a ser que se les mueran más inocentes y se les caiga la catalina de una vez y por todas. Espero que de todos los secuestros se entere el mundo y se venga abajo la imagen falsa que quiso darle al Papa y a la prensa extranjera, esta tiranía. ¡Abajo los Castro! ¡Abajo el comunismo!
Danilo Maldonado Machado


San Pedro Claver.

Por: Manuel Aguirre Lavarrere
(Mackandal)
Sin querer justificar para nada la complicidad de la iglesia Católica con la conquista y colonización de América, y mucho menos adherirme al entusiasmo por la próxima visita a Cuba del Peregrino de la Caridad, como llaman al Papa Benedicto XVI, quien se reunirá con algunos de la cúpula gobernante y no con sencillos miembros de la oposición, pues parece que así lo manda su dios, sí creo necesario tender un puente para marcar las diferencias entre el monopolio católico y algunos sacerdotes renuentes y abochornados de pertenecer a una entidad que fue cómplice del sostenimiento del régimen esclavista.
Uno de estos sacerdotes lo fue San Pedro Claver, un misionero jesuita nacido en España. Después de haber pasado por Cuba, y ver las atrocidades que se cometían contra seres humanos engañados por el catolicismo que les ofrecía descanso en el más allá, pasó a Cartagena de Indias, Colombia, donde con amor y paciencia supo dar de sí lo mejor y ganarse el cariño y la confianza de los oprimido, al realizar la titánica labor de educarlos y hacerlos sentir seres humanos y también hijos de dios, salvando la honra que otros como él desprestigiaron.
La misma iglesia que sirvió de vigía a los negreros que iban tras los cimarrones, que delató a muchos de los negros que huían del látigo y el bocabajo e iban en busca de refugio hacia el cura y éste los entregaba como perros extraviados de sus dueños, supo también dar hombres como San Pedro Claver.
El Padre Claver; desde 1610 fecha en que llega a Cartagena de Indias hasta 1651, año en que enfermó, realizó su labor diaria en la evangelización y catequesis de los esclavos africanos que llegaban y ya asentados en tierra firme, no tardaba en hablarles del amor a Cristo y de la redención ayudándose de estampas y dibujos y auxiliado por intérpretes negros a los que ya había bautizado.
Consagrado de por vida al servicio espiritual y al sostén material de los negros, fue tanto su amor por esta raza que cuando cesó la trata casi por completo, intentó irse a las costas africanas para seguir
su misión en la misma tierra donde habían cazado como bestias a aquellos que él había conocido y amado como ningún otro después de Cristo.
Viejo y tomado por la epidemia de peste de 1651, por la que quedó casi paralitico, reducido a una maltrecha enfermería, solo ayudado por un negro bozal, murió el Padre Pedro Claver el 8 de septiembre de 1654 en plena fiesta de la Virgen de la Moreneta, por la que sintió siempre gran devoción, allí, en Cartagena de Indias donde dejó su impronta misionera como sólo lo saben hacer los hombres y mujeres de auténtica fertilidad cristiana.
Fue canonizado en 1888 por el Papa león XIII, quien dijo de él: “Después de la vida de Cristo, ninguna ha conmovido tan profundamente mi alma como la del gran apóstol San Pedro Claver.”
Publicado por Primavera Digital, 2012/03/15

?Qué está pasando en Santiago de Cuba?

Decenas de personas han sido detenidas en las últimas horas en Santiago de Cuba. La casa del opositor José Daniel ferrer fue asaltada por la policía política, él y su esposa fueron sacados por la fuerza y se ocuparon equipos y documentos. En diferentes sitios de la ciudad hubo demostraciones.

Nadie ha asaltado una fortaleza militar, No se ven jóvenes uniformados atacando estaciones de policía. No se organiza apoyo a un desembarco armado. No hay furtivas expediciones a la montana. No aparecen cadáveres en las calles.

Todavía.jose_daniel_ferrer

Costo- beneficio, derecho-libertad.

La Habana, Cuba, abril de 2012
Joisy García Martínez.

Twttear desde un teléfono móvil en Cuba es desmedidamente costoso, casi imposible, y solo comparable con la desecación de la Ciénaga de Zapata, la erradicación de la prostitución, el analfabetismo cibernético o el juego prohibido.   

Escribir 140 caracteres a través de un teléfono celular en Cuba, por muy sencillo que esto parezca, es un lujo que pocos pueden darse y son pocas las personas que gozan del privilegio de poder acceder a la red social Twitter por los altos precio de este servicio en la telefonía y los hoteles. Una hora de acceso a internet en uno de los cibercafés, que cada vez proliferan más en las principales ciudades cuesta entre unos seis y ocho dólares, lo que representa una fortuna si se analiza que el salario promedio mensual de un cubano común es de alrededor de 20 dólares.

En la isla son pocos los que cuentan con una computadora de calidad en sus hogares. Los que logran romper la limitante de ese bloqueo interno y hacerse de un equipo de cómputo, después tienen que lidiar con las inexistentes conexiones en los hogares y los altos costos para navegar por internet en la isla. Pese a que redes sociales como Twitter y Facebook no están bloqueadas por el gobierno cubano, como algunos otros sitios de naturaleza critica y disidente, para un cubano promedio el acceso a éstas, fuera de los vigilados centros educativos se convierte en un lujo que la mayoría no se puede conceder. Pero ante estas trabas los blogueros críticos cubanos que son activos en sitios como Twitter han hallado algunas alternativas, que si bien siguen siendo costosas, nos permiten acceder con mayor frecuencia a la red y expresarnos.

Esta alternativa se da a través de mensajes de texto de 140 caracteres enviados vía celular y que posteriormente se publican en las cuentas del portal de microblogging. Participar en la red social de esta manera cuesta un peso convertible, alrededor de 24 pesos en moneda nacional, por cada tweet enviado, algo que muchos llaman “el lujo de la expresión”.
Ésta opción, por ser la más costosa, es la que menos empleamos algunas decenas de cubanos que tenemos presencia en la red. El acceso a Internet y en especial a esta última alternativa de las (tic) en nuestro país es tan escasa como la carne de res y la tolerancia. Los oficialistas dicen que en la isla no se limita el acceso de los cubanos a las redes sociales, y que plataformas como Twitter y Facebook no tienen acuerdos con la Empresa de Telecomunicaciones de Cuba para permitir el servicio gratuito de mensajes a esas redes desde teléfonos celulares, pero lo real es que la comunicación es compleja y excesivamente costosa para la ciudadanía en pleno siglo XXI. Cuestión esta que me hace cuestionar la supuesta función social del monopolio Telefónico cubano. 

Esta reflexión me hace recordar la solidaridad demostrada por una persona que hace poco tiempo me recargo el teléfono celular desde la internet, por lo que pude trasmitir por Twitter lo más esencial de la huelga de hambre emprendida por el doctor Jeovany Jiménez vega en Wanajay el mes de marzo. Gracias, acciones como estas me hacen pensar que los que queremos comunicarnos y expresarnos a través de las (tic) en Cuba no estamos solos, pero que debemos analizar el costo- beneficio, derecho-libertad que esta opción nos brinda.
 

Una entrevista impostergable a Jeovany Jiménez Vega

La Habana, Cuba, marzo de 2012
Joisy García Martínez.

Entrevista de El Pensador.
Praxis: es práctica, vida cotidiana. Surge en calidad de complemento para nuestra publicación El Pensador en su decimo aniversario. Será informativo mensual sobre temas puntuales. Si El Pensador se dedica a las ideas, teorías, conceptos y definiciones, al pensamiento en general, Praxis recorrerá el andar, las vivencias cotidianas, las noticias de los hechos.
Entrevista realizada por el Informativo mensual de El pensador de Wanajay en su Edición Especial Praxis al doctor en huelga de hambre Jeovany Jiménez Vega.
Un acontecimiento inédito por la responsabilidad social que ha asumido gran parte del pueblo guanajayense y en especial un sector importante de la Iglesia católica merece unas líneas de su protagonista.
dRD.- ¿Por qué otra huelga de hambre?
J.J.V.- No comparto la huelga de hambre como método de lucha o denuncia social, lo considero incivilizado pues atenta contra la vida, pero a su vez hay que reconocer que es usado solo cuando es igual de incivilizado el poder que se nos opone. Si en nuestro país imperara un Estado de derecho semejante conducta no fuera necesaria, pero a ella se acude cuando el ciudadano se ve aplastado por un poder que lo sobrepasa, sabiéndose víctima de una injusticia ante la cual agotó completamente cualquier recurso posible para su reparación.
dRD.- No sabemos si eres cristiano, pero ¿Qué sientes por este acompañamiento especial de la Iglesia, sacerdote, Obispo, religiosas, laicos, prensa católica? ¿Están mediando en tu reclamación?
J.J.V.- La relación Estado-Iglesia Católica en Cuba hoy es muy compleja y polariza fuertemente las opiniones. Aquí solo me gustaría agradecer las profundas muestras de apoyo que me ha mostrado la comunidad católica de Guanajay, el Padre Carreró, las hermanas Escolapias y el Obispo Serpa, preocupados y ocupados en ayudarme, comprometidos en acciones concretas. Igual agradezco al resto de las congregaciones religiosas, también atentos y orando con fe para que todo se resuelva.
dRD.- ¿Por qué reclamar un trabajo cuyo salario no alcanza para vivir?
J.J.V.- No hay que confundir para nada el poco respeto mostrado por nuestros gobernantes o las autoridades del MINSAP hacia los profesionales del sector, con el amor que sentimos por la profesión a la cual le consagramos nuestra vida. Si este gobierno encuentra recursos para pagarles miles de pesos a otros sectores, pero no los encuentra para retribuir a un medico que salva vidas, será vergüenza para él. Yo vivo orgulloso de mi profesión.
dRD.- ¿Has notado rechazo o quizás mucho más apoyo por parte del pueblo a tu reclamación? ¿Te persuade o te reafirma en tu opción?
J.J.V.- Algunas personas pueden opinar sin conocer las interioridades del caso, pero cuando se asoman y descubren la verdad quedan estupefactos. Por lo general, el pueblo de Guanajay sabe bien que está ante una gran injusticia y generalmente me ha mostrado un apoyo palpable y sincero. Me siento hijo de este pueblo. Todo este apoyo me ratifica en mi justo propósito.
dRD.- Algún otro mensaje final.
J.J.V.- sueño con el día en que ningún cubano acepte algo o haga concesión alguna si esta le cuesta un grano de dignidad. Se trata de poner la dignidad humana por encima de todo.
Autorizada la reproducción por los autores de la entrevista y el entrevistado.